MÁS CERCA DEL HORIZONTE 20/20/20. POR FIN SE DESVELA QUE SERÁ UN EDIFICIO DE CONSUMO ENERGÉTICO CASI NULO (NZEB).

Para todos aquellos que seguís los cambio en la normativa a fin de conocer y anticipar cual serán los requisitos mínimos de los edificios en los próximos años, el gobierno ya ha abierto el plazo de audiencia e información pública sobre el proyecto de Real Decreto por el que se modifica el Real Decreto 314/2006 de 17 de marzo, por el que se aprueba el Código Técnico de la Edificación, y si no os dáis prisa no podréis hacer las alegaciones oportunas puesto que finaliza el 31 de Julio de este 2018.

En este documento por primera vez el gobierno propone una definición de NZEB o ECCN (Edificio de Consumo Energético Casi Nulo) y viene cargadito de cambios normativos, cuando salga adelante todos aquellos agentes implicados en el diseño y ejecución de proyectos arquitectónicos tendrán que hacer un gran esfuerzo para adaptar los edificios a la nueva realidad.

Os adjunto los anejos sobre el ahorro de energía en el que se introducen numeros cambios como es la limitación de las horas fuera de consiga a 350 anuales para los edificios residenciales y  la limitación del consumo de energía primaria total, además de la ya existente de la demanda de energía según las zonas climáticas,…

Espero que os resulte de interés y aceptamos todos vuestros comentarios.

Anuncios

El reto de la EJECUCIÓN en obra.

Proponemos una sencilla pregunta para reflexionar sobre la necesidad de buscar empresas con formación y especialización a la hora de la ejecución; ¿cómo de relevante puede llegar a ser la ejecución de los trabajos de construcción de cualquier edificio?

Cuando se piensa construir , lo primero que se hace es buscar un buen arquitecto que oriente al cliente, busque la mejor opción de espacios y prepare los condicionantes técnicos y de cumplimiento legal que han de regir la futura construcción. En este punto, casi todo el mundo está de acuerdo, los buenos técnicos son necesarios para iniciar con buen pie la construcción de cualquier edificio.

El principal problema llega en la segunda fase; “LA EJECUCIÓN”, una vez conseguidos los planos parece que ya todo está hecho, cualquiera puede ejecutar una obra. Muchos clientes subastan los servicios de construcción al mejor postor basándose únicamente en el precio, incluso se fraccionan los trabajos en la creencia que así el coste final sale mucho más económico. Al final, el resultado esperado siempre suele ser malo y se transmite la sensación que el mundo de la construcción está repleto de ineficiencias, tanto técnicas, como gestoras.

Un edificio es un todo interrelacionado; envolvente, distribución interior, instalación de agua, de calefacción, instalación eléctrica, cubiertas, terrazas, acústica, iluminación, accesibilidad,… cada elemento ocupa un espacio integrado dentro del edificio y la falta de control conlleva a patologías y deficiencias que se arrastran durante toda la vida del edificio más allá  de la hipoteca.

La gestión de la ejecución de obra es el pilar básico para la obtención de los niveles de confort y coste esperados. La decisión final sobre la ejecución condicionara todo el proyecto independientemente de que exista o no un gran diseño.

 

SOLUCIONES PUENTES TÉRMICOS II- FACHADA LADRILLO CARA VISTA AUTOPORTANTE.

Fachada Roces77

Fachada Roces77

Hoy hablaremos de alguna de las soluciones que hemos aplicando en edificios para conseguir solucionar problemas en los aislamientos de cantos de forjado y pilares. Un quebradero de cabeza en el caso de edificios con fachadas de ladrillo caravista.

La fachada auto-portante de ladrillo caravista se caracteriza porque el principal elemento de sustentación lo constituye el propio muro de ladrillo. La solución constructiva consiste en separar la hoja exterior del cerramiento de la estructura del edificio, trasmitiendo el peso a la planta de arranque por compresión de la propia fábrica, y contribuyendo de esta forma a la resistencia frente a las acciones horizontales. Con esta disposición constructiva de la hoja exterior del cerramiento de fachada se consiguen tres objetivos fundamentales:

  1.  Utilizar el efecto beneficioso del peso de la fachada en el análisis frente a las acciones horizontales.
  2.  Mejorar el comportamiento higrotérmico del cerramiento, eliminando los puentes térmicos y los puntos de condensación.
  3. Eliminar el conflicto constructivo que supone el confinamiento de la fachada de ladrillo entre los elementos estructurales del edificio.

Queremos ilustrar una solución más que viable que permite ganar superficie al interior, llevar los aislamientos de forma continua por el trasdosado entre el cerramiento exterior de ladrillo cara vista y el cerramiento interior en este caso cerámico y eliminar los problemas de desprendimientos de piezas en cantos de forjado y dinteles de ventanas, que tan habituales vienen siendo.

Con esta solución eliminamos algunos de los problemas más comunes que han llevado a sustituir la fachada de ladrillo caravista por otros acabados como la fachada ventilada o el SATE (solución de aislamiento térmico por le exterior) que siendo soluciones excepcionales, no merman la importancia que el ladrillo caravista tiene en el sistema constructivo español.

calificación AAportamos de nuevo, alguna de las soluciones que permiten mejorar el comportamiento del edificio  para así conseguir una alta calificación energética, al mismo tiempo que vamos adaptando soluciones constructivas convencionales, introduciendo cambios que las hagan más eficientes.

LA MONITORIZACIÓN Y LA EFICIENCIA ENERGÉTICA.

Nuestro enfoque es siempre conseguir el menor consumo energético, con el mayor grado de confort posible y con el mínimo mantenimiento futuro, o lo que sería lo mismo… conseguir “la excelencia en edificación”.

Las metas propuestas se vinculan directamente al concepto de Edificios de Consumo Energético Casi Nulo ( nearly zero energy building; nZEB), pero ¿cómo conseguimos asegurar que el edificio cumple con las metas propuestas?, queremos conseguir edificios (con una determinada temperatura de confort 20 ó 21 grados), demanden menos del 50% que un edificio estandard,…esto es fácil decirlo, pero no tan sencillo conseguirlo, cada propietario o inquilino tiene unos usos y costumbres diferentes, además los edificios no son tan similares como parecen, es cierto que todos deben cumplir la normativa vigente, pero cada uno tiene por su modelo de construcción comportamientos distintos.

Con todo, necesitamos verificar que este tipo de edificación cumplirá con las expectativas de minorar el consumo bajo unos criterios objetivos, no podemos diseñar o ejecutar un proyecto y decirle al cliente… ¡YA ESTA, CONSUME MENOS!, esto no es serio y como consumidores debemos exigir más, para ello habrá que diseñar métodos fáciles de usar, que garanticen los resultados tanto para el cliente como para la empresa.

Aquí introduciremos los conceptos de “smart cities”que proponen una integración de las tecnologías en las ciudades aplicadas a mejorar el comportamiento energético de las mismas. Por nuestra parte, consideramos necesario que los proyectos que se declaren de Bajo Consumo tengan un seguimiento vía sensores que permitan tanto al usuario como a la empresa, seguir el comportamiento del edificio para garantizar el buen funcionamiento, la extensión de garantías, la mejora de hábitos de consumo energético, …  en algunos países vecinos como Francia ya empieza a ser obligatorio la comprobación mediante sistemas de monitorización el nivel de consumo o ahorro energético y en España es exigible para alcanzar algunas ayudas del IDAE.

inmótica en el hogarPor parte de la empresa, podrá depurar responsabilidades como en el caso de mal uso del edificio, saber la temperatura exterior, la temperatura interior de la vivienda, el grado de humedad, los consumos de agua y eléctricos,… permitirá detectar cualquier incidencia y actuar en el menor tiempo posible.

Por parte del usuario, podrá comparar sus consumos reales con los previstos, además de con los datos facturados por las compañías eléctricas, podrá mejorar hábitos en el interior de la vivienda  porque conocerá donde se produce el mayor gasto.

La tecnología ya existe y está al alcance de la mayoría, pero aún queda el camino de la concienciación y si no tenemos datos, no podremos ni comparar, ni mejorar,… ¿en cuántas viviendas conocen lo que consumen y en qué lo consumen?, ¿cómo podemos estar seguros que no podemos hacerlo mejor?… MONITORIZAR está al alcance de cualquier vivienda y más si es nZEB.