LA MONITORIZACIÓN Y LA EFICIENCIA ENERGÉTICA.

Nuestro enfoque es siempre conseguir el menor consumo energético, con el mayor grado de confort posible y con el mínimo mantenimiento futuro, o lo que sería lo mismo… conseguir “la excelencia en edificación”.

Las metas propuestas se vinculan directamente al concepto de Edificios de Consumo Energético Casi Nulo ( nearly zero energy building; nZEB), pero ¿cómo conseguimos asegurar que el edificio cumple con las metas propuestas?, queremos conseguir edificios (con una determinada temperatura de confort 20 ó 21 grados), demanden menos del 50% que un edificio estandard,…esto es fácil decirlo, pero no tan sencillo conseguirlo, cada propietario o inquilino tiene unos usos y costumbres diferentes, además los edificios no son tan similares como parecen, es cierto que todos deben cumplir la normativa vigente, pero cada uno tiene por su modelo de construcción comportamientos distintos.

Con todo, necesitamos verificar que este tipo de edificación cumplirá con las expectativas de minorar el consumo bajo unos criterios objetivos, no podemos diseñar o ejecutar un proyecto y decirle al cliente… ¡YA ESTA, CONSUME MENOS!, esto no es serio y como consumidores debemos exigir más, para ello habrá que diseñar métodos fáciles de usar, que garanticen los resultados tanto para el cliente como para la empresa.

Aquí introduciremos los conceptos de “smart cities”que proponen una integración de las tecnologías en las ciudades aplicadas a mejorar el comportamiento energético de las mismas. Por nuestra parte, consideramos necesario que los proyectos que se declaren de Bajo Consumo tengan un seguimiento vía sensores que permitan tanto al usuario como a la empresa, seguir el comportamiento del edificio para garantizar el buen funcionamiento, la extensión de garantías, la mejora de hábitos de consumo energético, …  en algunos países vecinos como Francia ya empieza a ser obligatorio la comprobación mediante sistemas de monitorización el nivel de consumo o ahorro energético y en España es exigible para alcanzar algunas ayudas del IDAE.

inmótica en el hogarPor parte de la empresa, podrá depurar responsabilidades como en el caso de mal uso del edificio, saber la temperatura exterior, la temperatura interior de la vivienda, el grado de humedad, los consumos de agua y eléctricos,… permitirá detectar cualquier incidencia y actuar en el menor tiempo posible.

Por parte del usuario, podrá comparar sus consumos reales con los previstos, además de con los datos facturados por las compañías eléctricas, podrá mejorar hábitos en el interior de la vivienda  porque conocerá donde se produce el mayor gasto.

La tecnología ya existe y está al alcance de la mayoría, pero aún queda el camino de la concienciación y si no tenemos datos, no podremos ni comparar, ni mejorar,… ¿en cuántas viviendas conocen lo que consumen y en qué lo consumen?, ¿cómo podemos estar seguros que no podemos hacerlo mejor?… MONITORIZAR está al alcance de cualquier vivienda y más si es nZEB.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s